La Comunidad de Madrid ha lanzado el Plan Adapta 2024. Se trata de un programa de ayudas económicas destinadas a mejorar la accesibilidad en viviendas y edificios de la región. Con un presupuesto total de 30 millones de euros, tiene como objetivo facilitar la autonomía y la calidad de vida de las personas con discapacidad y mayores. Os hablamos sobre estas ayudas en el blog de Martín Vecino.

Plan Adapta 2024 en la Comunidad de Madrid

Las ayudas pueden ser solicitadas por personas con discapacidad igual o superior al 33%. También las comunidades de propietarios y entidades sin ánimo de lucro que gestionen edificios residenciales.

¿Qué tipo de actuaciones se subvencionan?

El Plan Adapta 2024 subvenciona una amplia gama de intervenciones encaminadas a mejorar la accesibilidad en viviendas y edificios, incluyendo:

  • Instalación de ascensores: Esta es una de las principales actuaciones subvencionadas. En especial, en edificios que no cuentan con uno o donde el existente no es accesible.
  • Adecuación de accesos: Se subvencionan la eliminación de barreras arquitectónicas en los accesos a viviendas y edificios. Es el caso de la instalación de rampas, pasamanos o puertas automáticas.
  • Dotación de baños accesibles: Las ayudas también contemplan la adaptación de los baños para hacerlos accesibles a personas con movilidad reducida, incluyendo la instalación de barras de apoyo, duchas a ras de suelo o lavabos adaptados.
  • Otras actuaciones: Además de las mencionadas anteriormente, también se subvencionan otras actuaciones. Por ejemplo, la instalación de sistemas domóticos, la mejora de la iluminación o la señalización.

Solicitud y cuantía

Cabe recordar que el plazo para solicitar las ayudas del Plan Adapta 2024 está abierto hasta el 15 de julio de 2024.

La solicitud se puede realizar de forma telemática a través de la Sede Electrónica de la Comunidad de Madrid o presencialmente en las oficinas de registro de la Administración General de la Comunidad de Madrid.

La cuantía máxima de las ayudas varía en función de la tipología de la vivienda y el grado de discapacidad del solicitante. En general, las ayudas pueden cubrir hasta el 70% del coste total de las actuaciones, con un máximo de 30.000 euros por vivienda.